Comunicados

Deplorable Decisión Judicial por Actualización de Asignaciones Familiares

La jueza Biroccesi rechazó un Amparo de FESTRAM para suspender la flagrante violación a normas constitucionales. Se apelará la decisión de esa magistrada.

La jueza Biroccesi rechazó un Amparo de FESTRAM para suspender la flagrante violación a normas constitucionales. Se apelará la decisión de esa magistrada.

En una resolución cuya velocidad no debe tener precedente alguno en el sistema judicial argentino, la Dra. Delia Biroccesi titular del Juzgado de 1ª Instancia en lo Laboral, Primera Nominación de la ciudad de Santa fe, rechazó in limine el pedido de un Amparo, tendiente a hacer efectivo el derecho de percibir Asignaciones Familiares cuyos montos deben responder a los objetivos de los mandatos constitucionales y por el que se requirió su equiparación con las sumas establecidas a nivel nacional recientemente incrementadas por el Presidente Alberto Fernández.

Se ha planteado en ámbito judicial una situación extraordinaria, como consecuencia de la Pandemia, dado que no existe organismo donde no se haya recurrido, ni mecanismos que permitan reparar un derecho constitucional que tiene que velar por la vida, la salud y la educación de la familia.

La Jueza entiende que no resulta “irrazonable” a la hora de resolver, que en la Provincia de Santa Fe existan rubros de Asignaciones Familiares por los que los trabajadores perciban $3, $40 o $260. Este criterio, sólo confirma que su decisión también contribuye a sumir en la pobreza a miles de familias santafesinas que perciben apenas 260 pesos por hijo, mientras el Estado Nacional considera que el monto de esa igual Asignación es de $2746.

En Santa Fe, el valor de las Asignación por un hijo es apenas el 9% de lo que vale para el Estado Nacional y el cónyuge para el Estado Provincial es de $40, frente a los $1582 que abona la Nación. Esto para la Jueza no resulta “irrazonable”, rara percepción de la justicia para los que menos tienen.

Por otro lado FESTRAM a través del amparo promovido solicitó se fije a una audiencia entre las partes, pedido que tiene antecedentes judiciales que involucran a esta Federación y que además se sustenta en el necesario diálogo social institucional, hoy reconocido como una máxima por la OIT; lamentablemente este pedido tampoco fue acogido por la Jueza Biroccesi. 

La viga en el ojo propio

FESTRAM entiende que la equiparación del orden provincial al nacional en materia de montos de Asignaciones Familiares, además de exigencias constitucionales y Tratados Internacionales, se funda en el derecho a la igualdad de los trabajadores y sus familias.

Este sistema de “equiparación” al régimen nacional es un criterio usado en otros sectores incluso rige en el ámbito del poder judicial provincial en materia salarial que “equipara” el salario de los Jueces Provinciales con el de los Magistrados Nacionales. Por lo que la decisión de la Jueza resulta un acto de privilegio de propios funcionarios judiciales, sobre los sectores más vulnerables, en este caso los infames montos de Asignaciones Familiares que perciben los trabajadores y muy especialmente aquellas trabajadoras que son sostén de familia. La decisión también tiene una despreciable mirada sobre las políticas de género.

Por todo lo expuesto la Federación apelará esta decisión en tribunales superiores.

Prensa FESTRAM
Inicio
X